Declarar la emergencia climática para actuar ya

Publicado en Contrainformación el 16 de mayo del 2019

Esta semana, Cataluña ha declarado el estado de emergencia climática. Tan solo unos días antes lo hacían el parlamento británico, el parlamento de Irlanda o el gobierno de Escocia. Más Madrid ya ha anunciado que será una de sus primeras decisiones si llega al frente del gobierno de la Comunidad de Madrid.

La declaración del estado de emergencia climática es una de las exigencias de la Juventud por el Clima y Extintion Rebellion. El objetivo de estos movimientos es que se escuchen de una vez las advertencias desesperadas de la comunidad científica y que las instituciones adopten ya medidas drásticas y sin precedentes contra el cambio climático. Tras varios meses de protestas como el 15M Climático, la ola verde de activistas como Greta Thunberg sigue expandiéndose por Europa y por fin empieza a ser escuchada.

La declaración del estado de emergencia climática en Cataluña es muy buena noticia y es el momento de que el Gobierno de España, el resto de comunidades autónomas y cada municipio de nuestro país también lo hagan. Pero es muy importante que esto no se quede en una mera declaración de intenciones, sino que debe tratarse de un reconocimiento de la gravedad de la situación que conlleve acciones políticas drásticas e inmediatas. De nada sirve declarar el estado de emergencia climática en Cataluña mientras la Ley Catalana de Cambio Climático siga siendo papel mojado. De nada servirá declararlo en España si seguimos sin una Ley de Cambio Climático a nivel estatal. No obstante, reconocer la realidad puede y debe ser un punto de inflexión.

Y la realidad es que el tren desenfrenado de nuestro sistema socioeconómico insostenible se ha saltado ya los límites físicos y ecológicos del planeta. Que hemos estado ignorando la gravedad del problema por demasiadas décadas y que ya no es posible eludirlo ni un minuto más. La realidad es que ya sufrimos las consecuencias en forma de muertes por contaminación, olas de calor, incendios forestales, migraciones forzadas, escasez de recursos hídricos, agricultores arruinados por temporales, aumento de las desigualdades y pérdida de oportunidades económicas. La realidad es que pese a los esfuerzos de las ciudades del cambio, seguimos sin las medidas urgentes y estructurales que requiere esta crisis climática que sigue agudizándose. Y la realidad es que nos quedan tan solo 10 años para llevar a cabo cambios sin precedentes históricos en nuestro sistema económico y social.

Reconocer la gravedad de la situación declarando el estado de emergencia climática es el primer paso para que, inmediatamente después, todas las instituciones y actores políticos, económicos y sociales se impliquen urgente y colectivamente para abordar la crisis climática. Con leyes de cambio climático y planes de transición ecológica justa a todos los niveles institucionales, desde lo local a lo europeo, que nos permitan reducir más de un 55% nuestras emisiones de CO2 antes de 2030 como pide el Parlamento Europeo. Con vice-presidencias de transición ecológica en todos los niveles institucionales para llevar a cabo esta gran transformación de forma transversal. Para todo ello, Los Verdes europeos ya hemos propuesto 10 acciones urgentes para salvar el clima.

Entre otras cosas, necesitamos una transición energética rápida y potente. Además de una reducción sustancial de la demanda energética final, se traduce por el cierre de las centrales de carbón y nucleares para 2025 en España, el fin de las subvenciones a las energías sucias fósiles y un sistema eléctrico 100% renovable en 2030. Además, es urgente una revolución de la movilidad a favor de la salud y del clima. Antes de 2030, España tiene que abandonar los coches con motor de combustión. Eso será posible dentro de una movilidad innovadora y eléctrica, que reduzca de forma drástica el número de coches individuales y apueste por el transporte público, el coche compartido, la bici y unas ciudades a escala humana. También es necesario reducir el tráfico aéreo mientras apostamos por una gran red ferroviaria española y europea para pasajeros y mercancías. Y, por supuesto, debemos acabar con el modelo agroalimentario low-cost que destruye el clima y convierte a España en el estercolero de Europa. Es hora de apostar por nuestra dieta mediterránea con un modelo agroecológico que ponga en el centro al campesinado respetando el clima, nuestra salud y a los animales.

Además de estos objetivos concretos de sentido común, es también necesario un profundo cambio sistémico. Ya que es imposible crecer de forma infinita en un planeta finito y que la era del crecimiento ya ha terminado, construyamos una nueva prosperidad económica capaz de satisfacer las necesidades de todas las personas respetando los límites ecológicos del planeta. Esto solo será posible a través de una transición ecológica que no deje a nadie atrás, que ponga en el centro a las personas atrapadas en el viejo mundo fósil, ya sea las que dependen del coche privado para ir a trabajar o las comunidades de las cuencas mineras, haciéndolas beneficiarias de las oportunidades del nuevo mundo de la sostenibilidad.

Para lograrlo, necesitamos que la ola verde de movilizaciones por el clima siga creciendo y se mantenga en el tiempo. Es el momento de implicar a cada vez más gente en esta lucha transversal: jóvenes, personas mayores, organizaciones ecologistas, feministas y sociales, sindicatos, organizaciones de consumidores, cooperativas, pequeñas y medianas empresas, etc. Esta presión social será imprescindible para que la agenda política no se desvíe hacia debates superficiales que nos alejen de lo realmente importante, que es superar con éxito el gran reto de nuestra generación: el cambio climático.

¿A qué proyectos dono 15.000 euros de mi sueldo en 2017?

Read More
¿Por qué quiero donar 15.000 euros de mis dietas a proyectos ecopolíticos y ecosociales?
En el Parlamento Europeo, las y los eurodiputados recibimos «dietas de estancia» para alojamiento, manutención y comidas/cenas (306 euros / día de presencia en Bruselas y Estrasburgo). Según el régimen de aportaciones de los cargos que tenemos en EQUO, al ser de carácter finalista, estas dietas no entran, ni computan dentro del cálculo de las aportaciones del cargo electo, en este caso del eurodiputado, al partido. Sin embargo, de forma coherente con mis planteamientos ético-políticos y mi campaña de primarias en 2014, he decidido retener por voluntad propia una cantidad de mi sueldo correspondiente al 38.5% de mis dietas (el mismo porcentaje de mi sueldo que ya dono desde que soy eurodiputado a EQUO cada mes**) y donarlo a proyectos ecopolíticos y/o ecosociales relacionados con la ecología política y la construcción de alternativas solidarias y sostenibles.
Ese porcentaje para este año 2017 gira en torno a 15.000 euros. Tras haber analizando una decena de proyectos recibidos estos son los proyectos ecosociales y ecopolíticos que he decidido financiar:
  • Red Equo Joven: Conferencia y talleres sobre desigualdades sociales y modelo productivo (2.500 euros).
  • Asociación Ecopolítica: proyecto de investigación para construir una visión ecosocial sobre la IV revolución industrial (2.500 euros). Más información aquí.
  • Asociación Danos Tiempo: apoyo logístico (alquiler, factura de la luz con Som Energia) para el desarrollo de sus actividades relacionadas con la economía social, el consumo responsable y la cultura en el barrio de la Hortaleza, Madrid (2.020 euros).
  • Asociación Suma Justicia: Sumjusty, proyecto de plataforma de crowdfunding para financiar causas en justicia de interés social y medio ambiental (2.000 euros).
  • Plataforma de Afectados por las Lineas de Alta Tensión de Alhaurín de la Torre (Andalucía): estudio y medición de la radiación provocada por lineas de transporte eléctrico a escasos metros de viviendas y equipamientos escolares (2.000 euros).
  • Proyecta Valencia – Hacia el 2030: memoria, web y talleres para informar sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y crear conciencia sobre la desigualdad, la vulnerabilidad de nuestros ecosistemas así como los retos a los que nos enfrentamos en los próximos años (1.500 euros).
  • Cooperativa ekoOn: kits didácticos fotovoltaicos y luminarios para emplearlos en los talleres sobre energía solar y eólica en centros educativos (966 euros).
  • Red EQUO LGBTI: Participación en el Orgullo Gay 2017 (600 euros).

Además de estas ayudas relacionadas con proyectos y teniendo en cuenta la situación económica del partido, he decidido donar 2.500 euros suplementarios a EQUO para este año.

En total = 16.586 euros, es decir de forma excepcional 1.500 euros más que los 15.000 euros previstos.

En 2018, volveré a abrir la convocatoria de 15.000 euros para proyectos ecosociales y ecopolíticos, ¡así que os animaré cuando llegue el momento a que me hagáis llegar todas vuestras solicitudes!

 

**En base al régimen de aportaciones de los cargos públicos de mi partido, al mes dono 1.390,10 euros a EQUO.

Nuevo ciclo político, nueva oportunidad para EQUO

Florent Marcellesi y Rosa Martínez (1)

Publicado en Contexto, el 6 de octubre del 2016

EQUO nace en junio de 2011, prácticamente al mismo tiempo que el 15M. Este ciclo político de la indignación y su traslado a la política está a punto de cerrarse. Se abre ahora otro ciclo con nuevas oportunidades al que EQUO debe adaptarse, construyendo de forma inclusiva sobre los avances conseguidos, corrigiendo en positivo los fallos pasados, incorporando las preocupaciones ciudadanas prioritarias y teniendo en cuenta los cambios políticos sucedidos estos últimos años en España y en Europa.

Para ello, es imprescindible emprender una renovación discursiva y orgánica en consonancia con el nuevo momento político y social. Si bien hemos salido institucionalmente reforzados de este largo ciclo electoral, seguimos poco conectados con las expectativas ciudadanas mayoritarias, carecemos de una base social, electoral y militante sólida, y corremos el riesgo de convertirnos en la corriente sectorial de un espacio político mayor. A día de hoy necesitamos repensar nuestra estrategia política y comunicativa para afrontar con garantías y ambición los retos del nuevo ciclo. Es hora de actualizar el sistema operativo de EQUO.

meme-articulo2 Continue reading «Nuevo ciclo político, nueva oportunidad para EQUO»

Política, emociones y europatriotismo

Entrevista de Green European Journal junto a Dick Pels

Traducción publicada en Green European Journal, el 06/07/2016florensuelo

En junio 2016, el Green European Journal propuso explorar un libro de reciente aparición “A Heart for Europe. The Case for Europatriotism” (Un corazón para Europa. Alegato por el Europatriotismo) del sociólogo y escritor político freelance Dick Pels. En esta discusión con el futuro eurodiputado, Florent Marcellesi, del partido verde español, Equo, se examinan las cuestiones en juego cuando se trata de reconsiderar el caso emocional para Europa.

Dick Pels, ¿puede resumir lo que entiende por Europatriotismo?

DP: Europa tiene que parecerse más a un país. El amor por tu país es muy importante y creo que para poder avanzar en Europa necesitamos algún tipo de amor por Europa. Sé que es muy difícil de defender cualquier tipo de ‘Euro-patriotismo’ en estos tiempos, pero tenemos que reforzar este tipo de argumento emocional. La izquierda progresista ha descuidado el aspecto emocional de la política, en su propio perjuicio, durante demasiado tiempo. Podemos aprender de los populistas en este sentido y tenemos que pensar a nivel europeo para lanzar nuestros argumentos.

El cambio climático lo cambia todo, empezando por la política

Por Florent Marcellesi, portavoz de EQUO en el Parlamento Europeo / @fmarcellesi

Artículo publicado en eldiario.es, el 14/06/2016

El cambio climático es el mejor relato contra el capitalismo desregulado. El modelo social, económico y político actual lleva décadas llevándose por delante las leyes y los derechos de la gente, a nivel social, laboral y fiscal. Pero por primera vez se está encontrando con otras leyes, las de los ecosistemas, que están probando de manera definitiva su inviabilidad. El cambio climático recuerda a aquella previsión, vaticinada por Marx, de que el capitalismo se dirige hacia su propia extinción. Pero la diferencia con aquel entonces es que, finalmente, la necesidad de combatir esta amenaza está pasando a ser parte del propio sentido común.

 chimenea

Combatir el cambio climático ya es una narrativa que ocupa la totalidad del espectro político; incluso entre quienes no quieren que el sistema económico cambie. El Acuerdo sobre el clima de París ha jugado un papel fundamental en alcanzar esta hegemonía, consiguiendo que todos los actores políticos, sociales y empresariales (incluyendo multinacionales y fondos de inversión) reconozcan la necesidad de reajustar, en mayor o menor medida, nuestro modelo de producción y de consumo para poner límite al calentamiento global. Unos lo hacen porque quieren vivir una vida mejor y más justa; otros, porque son conscientes de los costes millonarios que conllevaría reaccionar demasiado tarde. Sea por lo que sea, el cambio climático se ha convertido en una nueva normalidad que ya marca la agenda política, social y económica. Y esto es una gran oportunidad. Continue reading «El cambio climático lo cambia todo, empezando por la política»

Lo que hemos conseguido en 2015 y lo que lograremos en 2016

Por Florent Marcellesi, portavoz de EQUO en el Parlamento Europeo / @fmarcellesi

Artículo publicado en eldiario.es, el 11/01/2016

Approved-Enmienda1437

La política no es un camino de rosas. Aún menos cosechar resultados tangibles cuando estamos en la oposición, como es el caso de Los Verdes Europeos y EQUO en el Parlamento Europeo. Sin embargo, existe más margen de maniobra de la que solemos pensar, hasta el punto de obtener victorias o construir nuevas mayorías sociales y políticas para mejorar las cosas. Aquí van cuatro ejemplos de lo que hemos conseguido en 2015, y de lo que intentaremos lograr en Europa en 2016.

Comisión de investigación sobre el DieselGate: una victoria política y ciudadana

En septiembre del 2015 se destapaba el escándalo Volskwagen, un fraude masivo que quiso que los beneficios de los fabricantes de coche valieran más que la ley, nuestra salud y el clima. Ante la pasividad e inacción de la Comisión Europea y de la Gran Coalición, que preferían confiar en los Estados Miembros (los mismos que años atrás habían impulsado de la mano del lobby automovilístico políticas industriales a favor del diésel), Los Verdes Europeos iniciamos una petición europea para pedir una comisión de investigación europea. Más de 150.000 ciudadanos europeos (muchos de ellos españoles) nos apoyaron enviando un mensaje claro a los mandamases de la Comisión y del Consejo Europeo: queríamos transparencia, que se cumpliera la legislación europea y que se respetaran nuestros derechos como consumidores y ciudadanos. Continue reading «Lo que hemos conseguido en 2015 y lo que lograremos en 2016»

La nueva transición será ecológica y justa o no será


Por Florent Marcellesi, portavoz de EQUO en el Parlamento Europeo, @fmarcellesi.

Publicado en EFEVerde, el 22/12/2015

Florent

La apuesta de EQUO de sumarse a la remontada de Podemos ha dado sus frutos. Tres diputados de 69 son del partido verde: Juan López de Uralde (elegido en Álava), Rosa Martínez (elegida en Bizkaia) y Jorge Luis (elegido en Huesca). Desde un punto de vista aritmético, las cuentas salen redondas; desde la perspectiva de la dinámica política, la ecología política puede enorgullecerse de estar participando en el cambio que está llevando España a una nueva transición política, más diversa y plural.

Por otro lado, la ecología política no ha estado presente con la misma visibilidad e intensidad en todos los rincones de España. Debido al pacto alcanzado con Podemos, se ha centrado (sobre todo) en el País Vasco. Y desde luego, allí el experimento ha cuajado, hasta tal punto que Podemos ha sido la fuerza más votada en Euskadi (más de 10% en Álava que el segundo partido más votado, siendo éste el PP). Sin duda, la remontada e ilusión de masas morada se ha combinado perfecta y poderosamente con la experimentada, asentada y reconocida estructura verde vasca (con presencia institucional en las tres capitales vascas, los mejores resultados electorales de EQUO en solitario desde la creación del partido, la organización de la Universidad Verde de Verano del 2012 en Vitoria-Gasteiz, que el eurodiputado verde sea de Bilbao, etc.) y el hecho de que fueran cabeza de lista en Álava el coportavoz, Juantxo López de Uralde (con fuertes raíces vascas y larga trayectoria activista), y segunda en Bizkaia, la coportavoz, Rosa Martínez (residente en Bilbao y savia nueva del ecologismo y el feminismo). Claramente la suma Podemos + Equo ha multiplicado en Euskadi, con una confluencia donde 1+1 no fueron 2 sino 4. Continue reading «La nueva transición será ecológica y justa o no será»

Prólogo del informe «Cambio climático en Europa: Percepción e impactos 1950-2050»

Florent Marcellesi, portavoz de EQUO en el Parlamento Europeo

Portada_Alba_10_grPrólogo al informe «Cambio climático en Europa: Percepción e impactos 1950-2050» (Cantero, 2015, EQUO)  Descargable gratis aquí.

En la década de los 70 el cambio climático era presentado como una amenaza para las generaciones futuras, hoy no hace falta. Las generaciones futuras somos nosotras y nosotros y el cambio climático es una realidad.

Sin embargo, los impactos del cambio climático nos parecen a menudo lejanos y ajenos en la piel de un oso polar en el Ártico o de icebergs que desaparecen a la deriva. La distancia emocional, en particular la geográfica, parece inmunizarnos individual y colectivamente contra uno de los retos más grandes que ha de afrontar la humanidad: frenar el cambio climático.

Lo que hagamos en estos momentos favorecerá la supervivencia civilizada de la especie o la barbarie. Después de tres décadas de promesas de todos los colores, hoy sabemos que ningún milagro tecnológico nos va a salvar: tenemos que disminuir colectiva y sustancialmente la cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero para frenar el calentamiento global.

Para ello, necesitamos afrontar sin dilación la transición energética de nuestras sociedades hacia un modelo energético basado en el ahorro, la eficiencia y las renovables, así como establecer compromisos vinculantes por parte de todos los gobiernos. Sin embargo, ante la lucha encarnizada entre países con intereses y responsabilidades tan divergentes en materia de calentamiento global y el tremendo poder de frenada de los oligopolios de energéticos fósiles, necesitamos la ciencia, la conciencia y la presión ciudadana unidas para realizar esta transición. Continue reading «Prólogo del informe «Cambio climático en Europa: Percepción e impactos 1950-2050»»

Los tres mitos del TTIP y nuestras alternativas

 

Por Florent Marcellesi

Manifestacion-Berlin-TTIP-Demokratie-Flickr_EDIIMA20150212_0848_13

Publicado en eldiario.es, el 02/03/2015

A pesar de no haberse implementado todavía, el Tratado de Libre Comercio entre Estados Unidos y la Unión Europea (TTIP) es ya una reliquia de la teoría económica dominante. Nos sigue vendiendo que la globalización es el fin de la historia, que la competencia es el modo más eficiente de organizar una economía y que para generar bienestar y empleo, hay que crecer. Estos tres dogmas son simplemente erróneos. Por tanto, el problema del TTIP no es de matiz, es de raíz: va en dirección opuesta a la sociedad próspera y sostenible que la gran mayoría quiere construir. Repasemos pues los tres mitos del TTIP y presentemos nuestras alternativas.

Mito 1: La globalización es el fin de la historia

La globalización actual no es otra cosa que una extraordinaria acumulación energética y sus consiguientes emisiones de CO2) para que una minoría de la humanidad pueda producir y consumir cada vez más en un mundo convertido en mercado global. Pues bien, esa globalización utópica se ha terminado: no hay más energía fósil barata, ni atmósfera suficiente para tanta depredación.

Sin embargo, parece que el TTIP vive en una cuarta dimensión alejada de las realidades energéticas y materiales. Teniendo como único horizonte el Business As Usual, el TTIP quiere pisar el acelerador de la globalización fósil y depredadora: Continue reading «Los tres mitos del TTIP y nuestras alternativas»

Mis 10 propósitos para una transición ecológica y justa en 2015

2015 se anuncia apasionante tanto en España como en Europa. Deseo que a nivel social y político tomemos conciencia de la magnitud de la actual crisis de civilización y de las soluciones para superarla.

Para ello aquí van en imagen mis diez propósitos para que este año sea una piedra más en el camino de una transición ecológica, justa y democrática de la sociedad.

Para saber más sobre estos 10 propósitos, pinchar aquí.

2015 Propósitos-Florent 2